Por las joyas de mi madre

Sí, el seguro de Hogar también cubre el robo, incendio o destrucción de joyas. El oro, el platino, las alhajas, las piedras preciosas o las perlas tienen un valor doble, el sentimental y el económico. El sentimental no es indemnizable pero el económico sí. ¿Cómo justificarlo?

Para demostrar que las joyas te pertenecen, guarda las facturas. Si son muy antiguas, hazles fotografías y, mejor aún, tasa tu joyero. Una buena peritación determinará su valor correcto, que es por lo que deberías asegurar tus objetos valiosos, al igual que las obras de arte y las antigüedades, pues se trata de bienes de valor especial y se incluyen con coberturas más especializadas. En la mayor parte de los casos, si es superior a 1.000 € o al 10% del valor del contenido, deberás declararlas obligatoriamente para poder cobrar.