Evita el riesgo

Inundación al volante, peligro constante. Así que mantén la calma y pon en alerta tus 5 sentidos. Sigue estos consejos y superarás la situación. Si tu vehículo resulta dañado, llámanos inmediatamente: nosotros nos ocuparemos de los trámites.