Utilizamos cookies propias y de terceros para realizar análisis de uso y de medición de nuestra web para mejorar nuestros servicios. Si continúa navegando, consideramos que acepta su uso. Puede cambiar la configuración u obtener más información.

Quien juega con fuego…

Fallas, tracas, petardos, fuegos artificiales… Por San José, San Juan, Romerías, fiestas de los pueblos, de los barrios… Días para pasarlo bien, pero con precaución y mucho cuidado.

Los materiales pirotécnicos solo deben comprarse en establecimientos autorizados y debemos respetar las instrucciones indicadas en cada artículo. Por ejemplo: no te guardes un petardo en el bolsillo, no lo enciendas y lo sujetes con las manos, no lo lances a otra persona y no lo metas dentro de botellas o ladrillos.

Las hogueras no pueden prenderse a menos de 15 metros de una fachada, de un aparcamiento de vehículos o bajo líneas eléctricas o telefónicas. El suelo se protegerá con arena y, si estamos en el campo, hay que retirar ramas y maleza para que no prenda. Tendremos mangueras, cubos de agua o cualquier otro medio efectivo de extinción.

¿Y si pasa algo?

Lo mejor es contratar un seguro de Responsabilidad Civil. Cuesta muy poco y, por el contrario, cualquier incidente puede ser muy elevado en coste.

Las fallas en Valencia se aseguran y sus actividades pirotécnicas. Las pólizas cubren las pruebas, los daños que pueda sufrir cualquier persona, los gastos de bomberos, la RC por daños materiales, entre otras.

Con los petardos que lanzan la chiquillada es más sencillo. El seguro Multirriesgo de Hogar ampara la responsabilidad civil. Ya sabes que los daños causados por menores recaen en los padres o tutores.