Utilizamos cookies propias y de terceros para realizar análisis de uso y de medición de nuestra web para mejorar nuestros servicios. Si continúa navegando, consideramos que acepta su uso. Puede cambiar la configuración u obtener más información.

Cómo incluir a tu bebé en el seguro de Salud

¡Enhorabuena, mamá! Tienes un Seguro de Salud para la familia, acabas de quedarte embarazada y quieres incluir los cuidados del bebé en la póliza familiar. Te explicamos cómo hacerlo.

1.- El parto. Tendrás que haberte asegurado 8 meses antes del embarazo (es el período de carencia habitual donde las coberturas permanecen inactivas). Así quedarán incluidos los cuidados previos durante la gestación y, también, el nacimiento.

2.- 24 horas. El primer día de hospital el bebé está cubierto. Si lo aseguras inmediatamente, quedarán eliminados los períodos de carencia. Basta con una simple llamada de teléfono.

3.- De 0 a 14 años. Con estas edades se precisan atenciones diferentes a las personas adultas. Están más expuestos a enfermedades. Para evitarlas, hay un Calendario de Vacunas y Revisiones periódicas. Durante los primeros años, la especialidad de pediatría se ocupará de su salud.

Uno para todos sin listas de espera

La mejor opción es agregar a tu bebé al seguro de Salud Familiar. Un porcentaje muy elevado de la población española disfruta de un Seguro de Salud. Sus principales ventajas son la rapidez en las citas de las especialidades y la elección del cuadro médico y del centro de asistencia.

Tu salud es lo primero, pero la de tus hij@s está antes.

“Cuida tu cuerpo, es el único lugar que tienes para vivir” (Jim Rohn).