Utilizamos cookies propias y de terceros para realizar análisis de uso y de medición de nuestra web para mejorar nuestros servicios. Si continúa navegando, consideramos que acepta su uso. Puede cambiar la configuración u obtener más información.

Ojalá y tengas que preparar tu coche contra la lluvia

Se trata de mejorar el agarre a la carretera y garantizar la visibilidad. Según la DGT, en España pueden estar circulando un millón y medio de vehículos con neumáticos en mal estado. Un vehículo bien calzado debe llevar ruedas con la presión adecuada y el dibujo correcto (mejor por encima del mínimo legal).

Los amortiguadores defectuosos estiran los tiempos de frenado y provocan problemas de aquaplaning.

Una visión clara exige un depósito lavaparabrisas con jabón y escobillas en buen estado.